domingo, 18 de abril de 2010

A campo abierto




Capitan Koraje, la tribu esencia Tabonuco y el club figuras de accion de Puerto Rico en los terrenos del bosque del Parque Muñoz Rivera

miércoles, 7 de abril de 2010

En 1797


La invasión británica a Puerto Rico de 1797
 Relato tomado de "Memorias geográficas, históricas, económicas y estadísticas de la isla de Puerto Rico" Tomo 3, escritas por Don Pedro Tomás de Córdoba en la década de 1830.

En 1797, en 8 de Abril al recalcar una bomba en una de las bóvedas del Castillo del Morro, reventò y volaron tres bóvedas, causando dos muertes y algunos heridos.
Ya se habia formado el 12 de Febrero un regimiento de Milicias de infanterìa con 3 batallones, y 4 compañias de Morenos, y constituidose la caballerìa en otro regimiento de tres escuadrones.
 Las noticias que tenia el Gobernador
le aseguraban iba á ser invadido por fuerzas británicas que habian ya tomado la Isla de Trinidad, y como se viese muy escaso de tropas y viveres, principió á adoptar medidas enérgicas para en el caso de que saliese cierta la noticia, y en las obras de defensa puso el mayor cuidado reparando en lo posible la ruina que ocasionó la esplosion en el Morro; aprestó igualmente las fuerzas sutiles qué pudo en la estrechèz de las circunstancias, y á los gobiernos vecinos pidiò auxilios de todas clases, dejando establecido el plan de defensa para en el caso de ser atacado.
La Plaza tenia 376 cañones, 35 morteros, 4 obuses y 3 pedreros, 10,209 quintales de pólvora, 189,000 cartuchos y 3,367 fusiles; sus obras no estaban completadas, su guarnicion veterana era escasa y reducida al regimiento Fijo con 938 hombres, pero la decision por defenderse era estrema y el entusiasmo propio de la fidelidad de los Puerto-riqueños. Llegó á verificarse la noticia el 17 de Abril en que se avistò la escuadra enemiga sobre las playas de Loisa á barlovento de la Capital, la cual fondeó inmediata á la boca de Cangrejos, y verificó el desembarco al amanecer del 18.